Patinaje en línea, TUTORIALES 02 – ¿Cómo empezar?

Aprendiendo a patinar en línea...

Aviso: Estos y otros CONTENIDOS SIMILARES, estarán disponibles, a partir de ahora, en ExperienciasActivas.com

AVISO - Nueva dirección en Internet de ACTIVA-t

LOS PRIMEROS PASOS EN EL PATINAJE EN LÍNEA

En una entrada anterior del blog ya os hablé, en otro tutorial, sobre el equipo básico necesario para iniciarse en el patinaje en línea (puedes verla pulsando aquí). Suponiendo que ya disponemos del material necesario para empezar a patinar, vamos a ver cómo empezar a movernos sobre nuestros patines.

BUSCA UN LUGAR PARA PATINAR

Si vamos a empezar a patinar, debemos buscar un lugar donde poder hacerlo con seguridad.

Lo ideal es un espacio amplio, libre de obstáculos, lo más plano y horizontal posible (una ligera pendiente no está de más pero ha de ser casi imperceptible, si no hará que nos cueste mucho movernos en un sentido y frenar en el contrario), con una  superficie lisa que permita que los patines se desplacen sin tener que hacer demasiado esfuerzo y que no se atasquen con las irregularidades del terreno.

Debemos tener en cuenta también a los demás, por ello debe ser un espacio por el que no circulen coches ni otros vehículos a motor y en donde no estorbemos o molestemos a los transeúntes.

Si el lugar dispone de alguna pequeña rampa y/o escalones pueden resultarnos útiles cuando ya dominemos ciertas técnicas para perfeccionar nuestro aprendizaje, pero debemos evitarlos al principio. “Quien evita el peligro, evita el daño”

Zona de Patinaje en un Parque

Un paseo marítimo, suficientemente ancho, puede ser un lugar adecuado. Una plaza peatonal, con un buen pavimento y en momentos en que no sea demasiado transitada también puede valer para iniciarnos en el patinaje. En las grandes ciudades podemos encontrar grupos de patinadores practicando su afición en algunos parques urbanos, en lo que puede incluso existir alguna zona dedicada específicamente al patinaje. Un pabellón polideportivo o una pista al aire libre vacía, también pueden ser un buen lugar. Incluso el aparcamiento de una gran superficie comercial, en aquellos días en que ésta esté cerrada y no haya tráfico ni coches, puede ser también un lugar apropiado.

Es importante informarse además de la normativa que rige en cuanto a los patinadores en la localidad concreta en la que vayamos a patinar. En principio las autoridades suelen ser muy permisivas, siempre y cuando respetemos a los demás al patinar en lugares públicos, de no ser así, podemos exponernos a sufrir alguna sanción por parte de la autoridad competente. En lugares como el interior de los grandes centros comerciales, por ejemplo, suele estar explícitamente prohibido patinar.

La normativa circulatoria, por regla general, considera a los patinadores como peatones. Por ello suele establecer la prohibición, como tales, de rodar por la calzada y sólo permite la circulación por las aceras a paso de peatón. En determinados municipios puede estar incluso prohibido rodar por las aceras.

Como he dicho, si somos respetuosos rara vez tendremos algún problema. Este es el mejor consejo que puedo dar a este respecto.

CALZARSE LOS PATINES

Antes de comenzar a patinar, no está de más que realicemos un pequeño calentamiento de los músculos y articulaciones que vamos a emplear al hacerlo. Lo recomendable es calentar los aductores (músculos de la cara interna del muslo) así como las articulaciones de tobillos y rodillas, realizando suaves movimientos circulares a ambos lados sobre la punta de los pies, para cada pierna por separado.

Suponemos que ya disponemos del equipo necesario y hemos encontrado un lugar donde comenzar a patinar. Hemos calentado y ha llegado el momento de calzarnos por primera vez los patines. Antes de hacerlo no debemos olvidar nunca colocarnos todas las protecciones, muñequeras, rodilleras, coderas y casco.

Calzarse unos patines es sencillo, pero conviene hacerlo correctamente y no descuidar algunos detalles importantes. De no ser así, podemos sufrir lesiones como rozaduras o torceduras, además de que no tendremos un control adecuado sobre nuestros patines.

Calzandonos los Patines

A la hora de calzarnos los patines es importante que previamente hayamos abierto bien todos los cierres de cada patín, cordones y straps (cierres de velcro o micrométricos), de manera que podamos introducir el pie en ellos con facilidad y sin que se nos arrugue el calcetín. No debemos patinar sin calcetines. Los calcetines no deben ser ni muy finos ni muy gruesos y deben adaptarse bien a nuestros pies y no formar arrugas (una arruga en el calcetín será una rozadura después de patinar). Tras introducir el pie en el patín, iremos atando y ajustando la bota comenzando en la punta (primero los cordones y luego las cintas y cierres) y terminando en el tobillo (con el cierre de la caña), de manera que notemos que el pie queda firmemente sujeto (sin que la presión de la bota nos llegue a producir dolor) y en especial el tobillo, pues será donde va a recaer la mayor parte de nuestro peso al patinar.

LA POSTURA CORRECTA

Una vez provistos de nuestros patines y protecciones debemos adoptar una postura correcta de seguridad, que nos garantice la estabilidad y el equilibrio.

Postura Basica del Patinador - Imagen de Liz Miller

Dos conceptos son claves en todo momento mientras patinamos y también mientras nos encontremos parados en una posición de seguridad: Flexión y Alineación.

Flexión

En la posición básica del patinador, las rodillas estarán semiflexionadas (son nuestros “amortiguadores” y para realizar su función no deben estar bloqueadas ni rígidas), al igual que los tobillos y la cadera (como si estuvieramos ligeramente sentados), los brazos estarán adelantados, semiflexionados, sobre las rodillas (para mejorar nuestro equilibrio y dispuestos para apoyar nuestras manos en caso de caernos hacia delante), algo más abiertos que nuestros hombros y la mirada la tendremos al frente (no hay que mirarse los patines, debemos mirar lo que tenemos frente a nosotros).

Los patines han de estar ligeramente separados (más o menos alineados bajo nuestros hombros) y paralelos. Si, cuando estemos parados, en vez de colocarlos paralelos los situamos formando un ángulo similar al que forman las manecillas de un reloj a las 2 menos diez (aproximadamente 90 grados), alcanzaremos una mayor estabilidad y mantendremos esta posición estática siempre que mantengamos juntos los talones.

Alineación

Las puntas de los patines, nuestras rodillas y nuestra nariz, deben estar alineadas en vertical.

Esta alineación junto a la flexión de las distintas articulaciones nos dará un gran control sobre nuestros patines, nos evitará que nos caigamos hacia atrás y permitirá que podamos afrontar con mayor seguridad cualquier desequilibrio.

Entrenando la Postura Básica sobre una Moqueta

Al principio, hasta que seamos capaces de adoptar la postura correcta con facilidad, puede ser de gran ayuda ensayarla sobre una moqueta, una esterilla, o sobre césped, pues estas superficies dificultarán nuestro despalzamiento y nos permitirán concentrarnos más en adoptar la postura adecuada, antes de intentarlo en una superficie más deslizante.

EL PASO DEL PATINADOR

Una vez situados ya, con todas las protecciones puestas, los patines bien ajustados y en la postura básica de seguridad llega por fin el momento más esperado tal vez, el de comenzar a desplazarse sobre los patines.

Existen varias maneras o pasos básicos para iniciarse con seguridad, quizá el más sencillo de todos y que nos permite desplazarnos casi sin esfuerzo es el denominado paso del patinador, del pato o de Charlot.

Partiendo de la postura básica de seguridad, con los patines formando un ángulo aproximado de 90 grados, vamos poniendo un patín delante del otro, trasladando nuestro peso de un patín a otro como si estuvieramos andando, aunque con la particularidad de ir manteniendo el ángulo de 90 grados entre los patines, es decir no llevaremos los patines en paralelo (como los pies al andar), sino con las puntas hacia afuera, manteniendo el citado ángulo. De esta manera no perderemos la posición de seguridad y notaremos como poco a poco comenzamos a desplazarnos.

Paso del Patinador - Esquema

Como he comentado, con los patines formando una V y de forma alterna, vamos empujando ligeramente hacia los lados, de manera que cuanto mayor sea el empuje, más rápido nos desplazaremos. Al principio los pasos han de ser cortos y no debemos separar mucho los patines, lo que nos ayudará a mantener mejor el equilibrio, más adelante, cuando tengamos más confianza, realizaremos movimientos más largos y pronunciados con lo que alcanzaremos mayor velocidad.

Hemos de tener en cuenta que al ser principiantes, aún no sabremos realizar maniobras tales como giros o frenadas, por lo que al principio debemos empujar suavemente para poder detenernos fácilmente sin más que dejando de empujar. Tras tomar algo de impulso, podemos poner los patines paralelos y dejar de empujar, para notar la sensación de desplazamiento. Siempre debemos mantener la postura básica de seguridad y aunque vayamos con los patines en paralelo seguir flexionados, con las manos delante, los brazos también flexionados y la mirada al frente.

Es importante realizar este ejercicio repetidas veces y con calma. Deslizando y parando, deslizando y parando, así iremos asimilando las sensaciones que se tienen al deslizarse sobre los patines, entendiendo además lo importante que es el equilibrio y cómo un suave balanceo hacia los lados nos ayuda a desplazarnos sin realizar apenas esfuerzo con las piernas. Es muy importante desplazar el peso de un patín a otro, sin perder la postura básica, manteniendo flexionadas las rodillas y tobillos.

VIDEOS

Estoy preparando unos vídeos para acompañar estos tutoriales sobre patinaje en línea, mientras tanto os dejo con uno de los muchos vídeos sobre el tema que pueden encontrarse con facilidad por la red. En éste, pueden verse algunos de los conceptos comentados en esta entrada del blog y se sugieren algunos ejercicios sencillos con los que un principiante puede ir afianzando rápidamente su técnica.

MÁS TUTORIALES

Esta entrada del blog es la segunda de una serie de tutoriales sobre patinaje en línea que irán apareciendo periódicamente en el blog.

Si os interesa podéis acceder al tutorial anterior desde aquí:

Patinaje en línea, TUTORIALES 01 – Material necesario.

En un próximo tutorial, mostraré la mejor manera de detenernos y ¿cómo aprender a frenar?, una maniobra básica para afianzarnos como principiantes y para afrontar con seguridad otro tipo de maniobras.

Espero que todos estos tutoriales sean de vuestra utilidad. En caso de duda o si necesitáis alguna aclaración, no dejéis de realizar vuestros comentarios al pie de esta entrada, estaré encantado de intentar responder a todas vuestras preguntas. Un saludo.

Anuncios

3 Respuestas a “Patinaje en línea, TUTORIALES 02 – ¿Cómo empezar?

  1. Estupendo
    El trabajo que hacéis por este medio
    Soy José Costa , entrenador Nacional de hockey línea y entrenador nivel 2 de hockey sobre hielo
    Mis en hora buena
    Mi escuela de patinaje está en valdemoro
    Saludos

Tus opiniones son bienvenidas. Deja un comentario si así lo deseas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s